jueves, 26 de mayo de 2016

Nanofibras obtenidas de la paja de cereal para mejorar el papel reciclado


En el proceso continuo de reciclaje, el papel va perdiendo calidad. Sometidos a números ciclos de reutilización, las fibras de celulosa que lo componen se deterioran,mermando la calidad final del producto

Ahora, unas nanofibras de celulosa procedentes de la paja de trigo y obtenidas de forma experimental por investigadores de la Universidad de Córdoba (UCO) pueden servir en el mantenimiento de la calidad del papel reciclado

Los autores han analizado diferentes procedimientos para la consecución de estos nanomateriales y han estimado el porcentaje óptimo útil que puede tener aplicación directa en el campo industrial. Los investigadores de la UCO estudian la viabilidad de la paja de cereal en la fabricación de nanofibras de celulosa. Estas nanofibras de celulosa, añadidas en pequeñas cantidades, actúan como reforzante de las propiedades físicas del papel.

Los investigadores analizaron tres métodos para la obtención de las nanofibras procedentes de pasta celulósica de paja de trigo: por procedimientos mecánicos, enzimáticos y por oxidación TEMPO. El último es el más empleado en la actualidad en los laboratorios, pero tiene un inconveniente: el catalizador no es nada económico. 

En el trabajo de investigación se pudo observar que el método convencional es el más eficiente, pero el sistema mecánico abarataba significativamente la obtención de los nanomateriales. “Es como si usáramos para viajar un Panda en vez de un Mercedes, llegaríamos al mismo sitio, quizá un poco después, pero con un coche más barato”, sintetiza Alejandro Rodríguez Pascual, miembro del equipo investigador. La comparación no es gratuita. No en vano, el aparato que emplearon se llama como el oso blanquinegro.

Tras conocer qué procedimiento era más eficiente, los científicos evaluaron qué cantidad de nanofibras eran necesarias para obtener un papel de calidad. Aplicaron los materiales como refuerzo en el proceso de reciclaje y establecieron que incorporando un 3% se llegaba a un punto óptimo.

CONSORCIO DEL RECICLAJE,S.L.

martes, 17 de mayo de 2016

  • DÍA MUNDIAL DEL RECICLAJE 17 DE MAYO



    El 17 de mayo se celebra el Día Mundial del Reciclaje, una cita ineludible para recordar uno de los grandes problemas a los que se enfrenta nuestro planeta: la basura. La solución se resume en tres verbos: Reducir, Reutilizar y Reciclar.

    Durante años, este día ha servido para que muchos movimientos ecologistas de todo el mundo promuevan entre los ciudadanos la urgente necesidad de reducir los residuos. Un dato: cada ciudadano genera en promedio 1 Kg de basura al día, lo que origina 365 Kg al año. ¿Cómo combatir desde casa este problema? Con las tres erres ecológicas. Tres gestos tan sencillos como necesarios.

    Reducir. Esta acción implica disminuir el consumo de productos y embalajes. No comprar productos de plástico (por ejemplo, cubiertos y platos de plástico), y evitar alimentos con muchos embalajes (por ejemplo la fruta, mejor a granel que en paquetes) son dos buenos comienzos. Reducir la compra innecesaria de productos disminuye directamente la cantidad de residuos que generamos, y con ello nuestra huella ecológica.

    Reutilizar. Dar una nueva vida útil a las cosas que ya no nos sirven para su uso original antes de tirarlas a la basura. Podemos reutilizar botellas de plástico para crear adornos, cajas de cartón para hacer manualidades, maderas viejas para fabricar muebles, ropa vieja para crear colchas patchwork, etc. Además de conseguir nuevos productos, ayudamos al medio ambiente y nos ahorramos una buena cantidad de dinero.

    Reciclar. La gran mayoría de materiales que utilizamos pueden reciclarse. El vidrio, por ejemplo, puede reciclarse hasta 40 veces. También pueden reciclarse el papel, el cartón, los plásticos, los envases y los desechos orgánicos, entre otros. Los ciudadanos son el comienzo de una cadena de reciclaje que fabricará nuevos productos a partir de residuos. Sus ventajas son varias: evitamos el impacto ambiental que supone la eliminación de residuos y ayudamos a salvaguardar los recursos natural que se utilizarían para nuevos productos. Por ejemplo, la reutilización de una tonelada de papel salva la vida de 17 árboles.
  • CONSORCIO DEL RECICLAJE, S.L.

Síguenos por email