miércoles, 22 de octubre de 2014

CONSEJOS PARA MEJORAR TUS PRÁCTICAS DE RECICLAJE

El reciclaje, como concepto práctico, lleva ya cuatro décadas de haberse comenzado a implementar. Sin embargo, no fue hasta hace unos quince años que la cultura pop se vio impactada por él, y aún hoy encontramos varios aspectos de nuestras prácticas podrían, y deberían, de afinarse. Probadamente el reciclar contribuye de manera significativa a contrarrestar los nefastos efectos de una dinámica de consumo-desecho en la que nos vimos cultural y económicamente sumergidos –en buena medida por la construcción de una cultura a partir de las prioridades del mercado.
Recordemos que la esencia del reciclaje es generar ciclos dinámicos alrededor de los materiales que utilizamos, con lo cual reducimos el desecho y nos ahorramos una buena porción de los materiales vírgenes (que generalmente proceden de recursos naturales, algunos de ellos no-renovables).
Más allá de separar cuidadosamente nuestra basura de acuerdo a materiales, lo cual ya implica un loable proceso de materialización de conciencia mediante un poco de disciplina cotidiana, existen distintas acciones o nociones complementarias que pueden hacer de tu reciclaje una práctica aún más benéfica.
A continuación unos cuantos consejos que, te sugerimos, tomes en cuenta:
1. Antes de Reciclar (Reduce y Reutiliza)
Antes de volcarte a reciclar debes recordar que hay dos pasos previos, de algún modo preventivos, a esa tarea: reducir y reutilizar. De algún modo el organizar tus desechos para reciclarse es una práctica que inicia cuando ya no hay más remedio, pero antes sería bueno que revisaras tus patrones de consumo, reduciéndolos al máximo sin que ello implique “precarizar” tu vida. Después, hay que considerar qué de lo que vamos a tirar a la basura podría reutilizarse y así evitar algunas futuras compras. Tras estos dos pasos entonces ya podemos aplicarnos en reciclar de la manera más inteligente posible.
2. Compra cosas recicladas
Actualmente ya existe un mercado, aún pequeño pero cada vez más diverso, que utiliza empaques o materiales reciclados. En la medida en que favorezcas los productos incluidos en este circuito entonces los insumos reducirán sus costos (y por lo tanto los productos) lo cual fortalecerá el mercado de reciclados y, simultáneamente, la cultura en torno a esta práctica.
3. Infórmate con las autoridades de tu ciudad
Es fundamental conocer cuáles son los materiales cuyo destino es el reciclaje a gran escala. Esto te permitirá priorizar en ellos a la hora de separar tu basura y, más allá de un grato sentimiento de responsabilidad ambiental, realmente estarás participando, de manera activa, en un gran ciclo dinámico de material.
4. Composta
Si bien se nos enseña que la división principal de basura es entre orgánica e inorgánica, lo cierto es que no muchas ciudades aprovechan la primera. Generalmente, como no logran capitalizarla (por falta de conocimiento, tiempo o infraestructura), terminan reuniéndola con los materiales inorgánicos que no se destinan al reciclaje (aquello cuyos procedimientos de reciclaje son o muy complejos o muy costosos). En este sentido que mejor que crear tu propia compota casera, y eventualmente aprovecharla para crecer una hortaliza casera o, en su caso, para alimentar tus plantas ornamentales con tierra de primera calidad.


bernature
Consorcio del Reciclaje S.L.

lunes, 20 de octubre de 2014

Otra razón mas para no beber agua embotellada, Usar varias veces las botellas de plástico es dañino para la salud       

1_bottled-water-diarioecologia.jpg
El agua embotellada nos enfermacontiene polonio radioactivo, es cara y contamina el planeta con los millones de botellas plasticas que se desechan cada dia, si nada de esto te convence para dejar de tomar agua en botella que tal el enterarte que un nuevo estudio demostró que el reutilizar las botellas de plástico se puede convertir en un severo riesgo para la salud porque las bacterias pueden sobrevivir en ellas. Además, el plástico, de no ser lavado adecuadamente y de forma seguida, provoca contaminación.
Cathy Ryan, investigadora del estudio y profesora de geociencia en la Universidad de Calgary, indica, que las bacterias crecerán en las botellas de plástico sin lavar y que siempre encontrarán condiciones adecuadas para sobrevivir.
Por otro lado, según un reciente estudio de Enviromental Health, indica que las personas que usan botellas de policarbonato por una semana-las cuales contienen el químico cancerigeno(BPA) para su fabricación-mostraron una concentración sustancial en BAP urinaria.


bernature
Consorcio del Reciclaje S.L

Qué es la huella de carbono?           

carbon_footprint_673685
Huella de carbono es un término muy de moda, pero sabes realmente que significa?, a continuación una breve y simple explicación. Huella de carbono o mercados de emisiones son términos habitualmente empleados en el contexto medioambiental; sin embargo, su complejidad hace que no sea fácil comprender qué son, para qué sirven y qué importancia tienen en nuestra vida cotidiana. La huella de carbono o huella ecológica es la cantidad de gases de efecto invernadero que emitimos a la atmósfera como consecuencia de nuestros hábitos y actividades.
Nuestra huella de carbono personal la constituye cada producto que adquirimos, un alimento que ingerimos o una actividad que realizamos en función de aspectos como las materias primas que se han utilizado para su fabricación o la energía empleada en su uso.
Según un informe realizado por la Agencia Internacional de la Energía, cada español emitía a la atmósfera 7,68 toneladas de CO2 al año, mientras que en Estados Unidos la cifra ascendía a las 19,10 toneladas por habitante.
A partir de nuestra huella de carbono es posible conocer de dónde vienen los gases nocivos que generamos a la atmósfera. Esto nos permitirá tomar medidas que permitan disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI).
De acuerdo a las metodologías de certificación de la huella de carbono, como la norma ISO 14064, existen dos tipos de fuentes que componen la huella.
Por una parte, las fuentes llamadas directas, aquellas que se producen como consecuencia directa de una actividad o consumo determinado.
Por otra, las fuentes indirectas, que son las procedentes del consumo eléctrico o las generadas a partir de la fabricación o extracción de la materia prima de un producto.
Existen numerosas empresas y consultoras encargadas de certificar la huella de carbono y acreditar ese cálculo.
En Internet existen diversas herramientas calculadoras de huella de carbono a partir de datos como nuestro gasto anual de electricidad, el uso de gasolina o de aparatos electrónicos.
Con el objetivo de controlar las emisiones de GEI, existen mecanismos administrativos que regulan la emisión de estos gases.


bernature
Consorcio del Reciclaje S.L.

España es el quinto país europeo en

reciclaje de vidrio



España es el quinto país de Europa con mayor volumen de reciclado de vidrio. Según informa Ecovidrio, se encuentra por detrás de Alemania, Francia, Italia e Inglaterra, suponiendo el 8,5% del reciclado total de los diferentes estados del continente.

Por comunidades autónomas, Cataluña y Valencia son las que mayor cantidad de vidrio reciclan, así como las que tienen un mayor número de contenedores destinados al reciclaje de este material.

Karen Davies, responsable de comunicación de Ecovidrio, afirma que:

"España es un país netamente exportador de envases vacíos y sobre todo de envases llenos con productos nacionales".

El foro europeo de consumidores Friends of Glass refiere que la crisis ha sido un factor determinante para dar responsabilidad social a las personas y hacer que comprendan que los recursos son limitados y que no se pueden malgastar.

Además, la Asociación Nacional de Fabricantes de Envases de Vidrio (Anfevi) recuerda que todos los vidrios son reciclables, a pesar de la polémica respecto a los envases reutilizables y envases de un solo uso.

También en Europa se están llevando a cabo una serie de medidas con el objetivo de garantizar un uso más sostenible de los recursos y reducir el impacto medioambiental. El pasado 23 de julio, por ejemplo, la Comisión Europea propuso un nuevo objetivo de reciclaje obligatorio para toda la UE del 70% de los residuos urbanos de aquí a 2030.

Bruselas sostiene que esta medida mejorará el ambiente, creará dos millones de puestos de trabajo extra y conseguirá un aumento del PIB de cerca de un 1%.

En todo el continente ya se reciclan anualmente más de 42.630 millones de botellas y tarros de vidrio, lo que supone un importante ahorro de energía y de emisiones de CO2 a la atmósfera.

Respecto al impacto en España, Karen Davies declara:

"La industria vidriera española está preparada para reciclar cuantos envases se puedan recuperar"


bernature
Consorcio del Reciclaje S.L.

viernes, 10 de octubre de 2014

Se recogieron 22 millones de toneladas de residuos en 2012

Las empresas gestoras de residuos urbanos recogieron en el año 2012 un total de 22,4 millones de toneladas de residuos, un 3,8 % menos que en el año anterior, de los que 18,3 millones fueron residuos mezclados y 4,1 millones residuos de recogida separada.

Se recolectaron principalmente papel y cartón (26,6%), animales y vegetales (19,6%) y vidrio (18%), según las estadísticas sobre la recogida y tratamiento de residuos divulgadas hoy por el INE.

En términos per cápita, en España se recogieron 484,8 kilogramos de residuos por persona y año, un 3,9 % menos que en 2011.

Las empresas de tratamiento de residuos, tanto de origen urbano como no urbano, gestionaron 44,9 millones de toneladas de residuos en 2012, lo que supuso un 10 % más que en el año anterior.
El 96,1 % de los residuos tratados correspondieron a la categoría de no peligrosos, alcanzando los 43,1 millones de toneladas, un 10,9 % más que en 2011.

Por su parte, los residuos peligrosos se situaron en 1,8 millones de toneladas, un 8,6 % menos que en 2011.

Del total de residuos, el 53,6% se destinó al reciclado, el 39,6% al vertido y el 6,8% a la incineración.
En total, en el año 2012 se reciclaron 24,1 millones de toneladas de residuos, siendo las principales categorías los metálicos (10,1 millones de toneladas), papel y cartón (4,9 millones) y animales y vegetales (2,2 millones).

En cuanto a la generación de residuos en la industria, en 2012 se generaron 42,9 millones, un 15,2 % 
menos que en 2010, según la Encuesta sobre generación de residuos en la industria, Los residuos peligrosos generados ascendieron a 1,4 millones de toneladas, un 0,1 % menos que en 2010.

Las categorías de residuos no peligrosos más relevantes cuantitativamente dentro de la industria fueron los minerales (33,6 millones de toneladas) y los metálicos (2,2 millones). En el ámbito de los residuos peligrosos la mayor parte correspondieron a los químicos (un millón de toneladas) y los minerales (400.000 kilogramos). Por actividades, la industria extractiva generó la mayor cantidad de residuos (22,5 millones de toneladas).

La mayor cantidad de residuos peligrosos se concentraron en los sectores de la metalurgia y fabricación de productos metálicos (0,7 millones), la industria química y fabricación de productos de caucho y plásticos (0,4 millones) y la fabricación de productos informáticos, electrónicos, maquinaria y material de transporte (0,1 millones).

Para el estudio de la recogida de residuos urbanos se investigan todas aquellas entidades que atienden algún municipio con más de 20.000 habitantes.

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente proporciona las cifras de recogida de residuos domésticos mezclados, vidrio, papel y cartón, residuos animales y vegetales, y envases, de origen urbano.

La generación de residuos por parte de los diferentes sectores de actividad, se investiga de forma alterna bienalmente.   


bernature
Consorcio del Reciclaje S.L.

miércoles, 8 de octubre de 2014

Cristina Afán de Ribera, directora general de REPACAR, elegida vicepresidenta de la asociación europea ERPA


La directora general de la Asociación Española de Recuperadores de Papel y Cartón (REPACAR), Cristina Afán de Ribera, ha sido elegida Vicepresidenta de laEuropean Recovered Paper Association (ERPA) para el periodo 2014-2018. El nombramiento tuvo lugar el pasado 30 de septiembre en Bruselas, tras la votación celebrada en el marco de su Asamblea General.

Tras su elección,  Afán de Ribera se ha mostrado agradecida y orgullosa por la confianza depositada en ella. Asimismo, ha manifestado su propósito de seguir trabajando para contribuir a la fortaleza del sector, centrado en mejorar la sostenibilidad de los recursos. “En esta nueva etapa el sector de la recuperación jugará un papel fundamental a la hora de definir y asentar las bases de una economía circular que pretende generar un crecimiento inteligente, sostenible e integrador en Europa para lograr crear empleo apostando por la innovación y optimizando los procesos de recuperación de las materias primas” ha añadido.

Durante el encuentro también fue reelegida como presidenta la finlandesa Merja Helander de Lassila & Tikanoja PLC. y el alemán Thomas Braun de BVSE e.V. como el otro vicepresidente.

Cristina se ha mostrado satisfecha por la composición de la nueva junta directiva, señalando que "es paritaria y equilibrada en cuanto a la representación Norte-Sur y entre países pequeños y grandes”.


Cristina Afán de Ribera, es miembro desde el años 2006 de la junta directiva de la European Recovered Paper Association (ERPA) y del Bureau of International Recycling (BIR), desde donde ha participado activamente en el proceso de toma de decisiones. Directora General de la Asociación Española de Recuperadores de Papel y Cartón (REPACAR) desde 2008, es a su vez,  Consejera de RECIPAP España S.L., vocal de la Junta Directiva de laConfederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), vocal de la Junta Directiva de la  Asociación Española de Normalización y Certificación  (AENOR), Vicepresidenta tercera de la Plataforma Tecnológica Española del Envase y Embalaje (PACKNET) y Secretaria General del Foro de la Recuperación y el Reciclado.


SOBRE REPACAR
La Asociación Española de Recuperadores de Papel y Cartón (REPACAR), fundada en el año 1968, es una de las organizaciones empresariales más antiguas de España. 46 años después de su creación continúa integrando y representado a la industria española de la Recuperación de Papel y Cartón ante las distintas administraciones públicas e instancias económicas, sociales, culturales y políticas, tanto del ámbito nacional como internacional.

REPACAR representa hoy a más de a 150 empresas distribuidas a lo largo de toda la geografía española, que valorizan cerca del 90% de los residuos de papel y cartón que se generan en nuestro país. Todas ellas son un claro ejemplo de empresa sostenible tradicional que obtiene sus recursos del sistema y ayuda a reintegrarlos en el mismo. En el año 2013 han mantenido más de 3.060 empleos directos permanentes y 12.800 empleos indirectos y han facturado 705 millones de euros.


bernature
Consorcio del Reciclaje S.L.

miércoles, 1 de octubre de 2014

El quinto contenedor para reciclaje

Cada vez más municipios españoles optan por el contenedor marrón para reciclar los residuos de materia orgánica

A los cuatro contenedores de residuos convencionales, verde (vidrio), azul (papel y cartón), amarillo (envases) y el de la fracción resto, o basura que no se recicla, se le une ahora un quinto contenedor, el marrón. Su objetivo es aumentar el reciclaje de la materia orgánica, que supone el 40% de los residuos totales producidos. Cada vez más municipios en España utilizan este quinto contenedor por sus ventajas para el medio ambiente, la economía y la salud. Este artículo explica qué es el quinto contenedor de basura orgánica, sus ventajas y desafíos y cómo se usa.

El quinto contenedor se utiliza para reciclar los biorresiduos, o basura orgánica generada en la cocina o en el jardín. Su objetivo es aumentar la recogida selectiva de dichos residuos orgánicos que, según la Directiva Marco de Residuos de 2008 (aplicada en España con la Ley 22/2011), deberá ser, como mínimo, el 50% del total en 2020. La materia orgánica supone el 40% de los residuos totales producidos, de ahí la importancia de tratarla de forma adecuada para evitar su impacto en nuestro entorno.

El reciclaje de materia orgánica con el quinto contenedor se emplea en diversos países de Europa. En España, señala Carmen Lainez, directora del área de residuos de la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona, cada vez más municipios lo ponen en marcha. Cataluña fue una de las primeras comunidades en implantarlo, si bien ahora también se utiliza en Navarra (mancomunidades de la comarca de Pamplona o de Ribera Alta); País Vasco (Bilbao, San Sebastián, Barakaldo, mancomunidades del Txorierri o Mancomunidad de Durangoko, etc.); Murcia, Valladolid, etc. En Asturias esperan que a finales de este año Avilés, Cangas del Narcea, Castropol, Gijón, Llanes y Mieres se sumen. En Madrid se ha sugerido hace poco su uso para evitar que el 72,9% de su basura acabe en vertederos.

El quinto contenedor tiene varias ventajas ambientales, económicas y sanitarias:

  • Reduce la cantidad de basura orgánica que llega a vertederos, la peor solución para el problema de los residuos.
  • Disminuye las emisiones de dióxido de carbono (CO2) y otros gases de efecto invernadero implicados en el cambio climático.
  • Permite producir energía renovable (un metro cúbico de biogás equivale a 0,6 litros de gasóleo) y enmienda orgánica, una sustancia que mejora los suelos y recupera nutrientes para las plantas.
  • Evita la contaminación de suelos, cauces y acuíferos.
  • Posibilita un mejor tratamiento de otras fracciones de residuos.

El sistema también presenta diversos desafíos. Al ser una iniciativa reciente, los ciudadanos tienen dudas sobre su funcionamiento y ventajas o incluso la desconocen. Lainez asegura que la experiencia en la Mancomunidad de la Comarca de Pamplona está siendo positiva, porque reciben material de buena calidad, pero confiesa la necesidad de seguir trabajando en informar y concienciar sobre ello.

Asimismo, algunos colectivos ecologistas consideran que el sistema no es tan efectivo para hacer frente al problema de la basura orgánica como otros, como el "puerta a puerta", o que limita la generalización del también beneficioso compostaje doméstico o el comunitario.

Cómo utilizar el contenedor marrón

El primer paso para utilizarlo de forma correcta es identificarlo. Por lo general es de color marrón, pero se puede encontrar en otros tonos, según el diseño elegido en el municipio. Además del color, se le reconoce por su letrero informativo, como "materia orgánica" o "biorresiduos" (también en euskera y catalán, según la comunidad autónoma).

Es importante no depositar residuos impropios para no dificultar su tratamiento posterior y reducir la calidad del reciclaje. El objetivo idóneo son los biorresiduos, tanto cocinados como sin cocinar: restos de frutos secos, pan troceado, cáscaras y conchas; posos y filtros de café, infusiones; hojas, flores, plantas verdes o secas, restos de huerta, césped, hojas y poda troceada; alimentos cocinados, restos de carne o pescado; y serrín natural y papel de cocina sucio. No obstante, en algunas localidades no se admiten algunos de estos residuos, normalmente los cocinados. Por ello conviene informarse antes de forma concreta.

La entrega de los desechos se debe realizar en una bolsa, para garantizar la higiene y evitar malos olores. En algunos municipios solo admiten bolsas biodegradables y compostables, y en otros, cualquier bolsa siempre que vaya bien cerrada. En algunas localidades se entrega a los usuarios un cubo y bolsas, en otras se opta por máquinas expendedoras o por tiendas que colaboran en su distribución.

En cuanto al acceso al contenedor, tampoco hay unanimidad. En algunos municipios no tienen restricciones, mientras que en otros se decantan por un sistema cerrado para garantizar la calidad del material. En este último caso los usuarios deben utilizar una llave o una tarjeta con chip para abrir y cerrarlo.

El destino de estos residuos también puede variar. En algunos casos se envían a plantas de biometanización, donde se obtiene biogás, y en otros se emplea para realizar compostaje.


bernature 
Consorcio del Reciclaje S.L.

Envases retornables en Barcelona para facilitar la recogida de aceite de cocina


El Ayuntamiento de Barcelona pondrá a disposición de los barceloneses 200.000 recipientes retornables para recoger el aceite de cocina usado a través del centenar de Puntos Verdes de la ciudad. Gratuitamente, a partir del 1 de octubre, los ciudadanos podrán dejar su bote de aceite usado en los Puntos Verdes y salir con un nuevo envase, limpio y preparado para ser usado de nuevo.

La medida pretende facilitar el reciclaje a los ciudadanos, aumentar la recogida de aceite de cocina usado y generar actividad económica en el ámbito de las personas con discapacidad.

El Ayuntamiento de Barcelona estima que con el nuevo sistema, el volumen de aceite vegetal recogido puede crecer un 20 % en el primer año respecto a 2013 y llegar a los 335.000 litros. Las mismas fuentes han señalado que desde 2012 ha ido bajando el volumen de aceite de cocina recogido.

En 2013 se notó un descenso del 10 % respecto del 2012 y en el primer semestre de 2014 se han recogido 141.007 litros, lo que representa un 5,5 % menos que en el mismo periodo de 2013.
El nuevo sistema comportará la creación de puestos de trabajo que se cubrirán con la contratación de personas con discapacidad intelectual, física o sensorial.

Inauguración oficial de una planta que pone en valor el aceite vegetal usado del Grupo Fundación San Cebrián, donde ha defendido el potencial de los Servicios Sociales como motor de generación de empleo y actividad si se apuesta por el reciclaje y las personas con discapacidad para hacer todo tipo de trabajos.

Inauguración de una planta que de aceite vegetal usado, que defiende la apuesta por el reciclaje y las personas con discapacidad para hacer todo tipo de trabajos. 

La gestión del aceite recogido la realizará por la Fundación Asproseat, que incorpora 14 nuevos
puestos de trabajo para el proceso de vaciado, limpieza y recogida de los botes, de los que 13 son para personas con discapacidad.

El aceite de cocina usado que se recoja se distribuirá a diferentes empresas, donde se procesará y se destinará en un 88% a la fabricación de biodiesel que será distribuido por diferentes comercializadoras.

La última campaña de fomento del reciclaje del aceite usado del Ayuntamiento de Barcelona fue en 2011, a finales del pasado mandato, en la que se distribuyó gratis un recipiente llamado ‘Olipot‘, que no resultó ser demasiado práctico pero aumento en un 60 % la cantidad de aceite recogida.


bernature
Consorcio del Reciclaje S.L. 

lunes, 22 de septiembre de 2014

España es el único país de Europa que recicla plásticos mixtos y film

España es el único país de Europa que evita que los plásticos mixtos (tales como envases de yogur, tarrinas o bandejas) y los tipo film (como las bolsas de basura) acaben su vida útil en la incineradora, según la directora general de Cicloplast, Teresa Martínez.

Martínez ha participado como ponente hoy en las I Jornadas Anarpla/Ecoembessobre el futuro del reciclado de los envases de plástico, donde ha destacado la“singularidad y diferencia” de España en sentido positivo al hacerse cargo del reciclado de estos plásticos.

“En este momento el panorama de políticas de reciclaje en Europa es muy diverso”, ha explicado Martínez, ya que “muchos países sólo recogen envases huecos y rígidos como botellas y otros sólo recolectan aquellos de los que puedan obtener algún bien económico en el mercado”.

En este aspecto, sólo España y Alemania almacenan y dan una nueva vida a envases de tipo flexible, cuyo destino final es, sobre todo, la transformación en nuevas bolsas de basura, tuberías o el llamado “símil madera” para parques o mobiliario urbano.

Al abarcar las cuatro fracciones distintas de plásticos -PEAD (botellas), PET (packs tipo detergentes), film y mixtos- “se pierde calidad de flujo y cada gramo más que queramos reciclar va a suponer un mayor esfuerzo”, ha advertido.

En 2013 se reciclaron un total de 371.000 toneladas de plásticos del hogar, lo que supone el aumento del 3,7 % respecto al año anterior; mientras que la media de plásticos del hogar reciclados por habitante y año se encuentra actualmente en 7,7 kilogramos, una cifra mayor que la media europea y sólo superada por Alemania.

Todo ello ha contribuido a superar el objetivo legal y plantear nuevas metas como el 60 % de reciclado del total de productos y la prohibición de vertederos para materiales reciclables, ambas medidas propuestas para 2050.

El problema que se plantea ante estos retos es “la situación de los precios de mercado, y que siga mereciendo la pena acudir al vertedero antes que reciclar”, ha subrayado la directora general de Cicloplast, quien ha admitido también que “la valoración energética de los residuos es todavía insuficiente en España”.

La solución pasa por cumplir las especificaciones técnicas de los productos, realizar campañas de mejora de la calidad de desechos -no tanto la cantidad como qué se tira a cada contenedor- y contar con el apoyo de las administraciones en proyectos de I+D+i.

Ejemplos de esta colaboración son los separadores de plástico del carril bici de Barcelona y la gestión de los plásticos de uso agrícola por la asociación Cicloagro de la Junta de Andalucía.

Pero el gran éxito es, según Martínez, la inclusión del plástico reciclado en carreteras y asfaltos modificados, ya que“hasta ahora no se había conseguido la estabilidad temporal suficiente para poder almacenarlo en vez de tener que elaborarlo ‘in situ’”, ha explicado.

Aunque es consciente de que “desde el punto de vista de la eco-eficiencia, es imposible llegar al 100 % de reciclado”, ha asegurado que es importante que las empresas del sector sigan promoviendo la formación en reciclaje para toda la sociedad.


bernature
Consorcio del Reciclaje S.L.

jueves, 18 de septiembre de 2014

En España se recuperaron 126.796 toneladas de aceite en 2013

Durante el año 2013, Sigaus, la entidad encargada de gestionar la recogida y tratamiento de los aceites industriales fuera de uso, recuperó un total de 126.796 toneladas de este residuo, lo que equivale a 513 toneladas diarias o, lo que es lo mismo, 57 camiones cisterna al día. Esta cifra supone el 47,21% de la cantidad total comercializada en el mercado nacional durante el pasado año por sus empresas adheridas, 268.589 toneladas, por lo que podemos decir que la entidad se hizo cargo de la totalidad de los residuos generados. Hay que tener en cuenta que, de media, un litro de aceite industrial produce 0,4 litros de aceite usado tras su consumo.

Siguiendo las instrucciones de las normativas medioambientales, Sigaus valorizó la totalidad del aceite recuperado y destinó 80.163 toneladas de residuo a procesos de regeneración. Gracias a este tratamiento, durante el año 2013 fue posible la producción de 53.388 toneladas de bases regeneradas válidas para la formulación de nuevos aceites industriales. Esto supone un importante ahorro en materias primas y una llamativa reducción de las emisiones de gases contaminantes: se estima que cada tonelada de aceite regenerado evita la emisión de tres toneladas de CO2 a la atmósfera. En cifras totales hablamos de 240.488 toneladas de CO2 en sólo un año.

Las 46.634 toneladas recuperadas restantes fueron destinadas a la valoración energética, segundo tratamiento viable con el que también es posible aprovechar este residuo. Una vez eliminados los metales y otras sustancias contaminantes, estos aceites se pueden emplear como combustible en aplicaciones industriales como cementeras, centrales térmicas, papeleras, yeseras, fábricas de cerámica, etc. Con un litro de aceite usado procesado como fuel óleo se obtienen 10,84 kWh, por lo que la cantidad procesada serviría para abastecer a 138.000 hogares españoles de tipo medio durante un año.



bernature
Consorcio del Reciclaje S.L.

Océano Pacífico: el basurero mas grande del mundo 

oceanos-diarioecologia.jpg
Los plásticos que utilizamos y desechamos continuamente no contaminan sólo la superficie de la Tierra, sino también el mar. En el medio del Océano Pacífico, entre Hawaii y Estados Unidos continental, se encuentra el “Vórtice del Plástico”, una acumulación de basura, más grande que Francia o España.
Un gigantesco basural sintético está creciendo a diario en el Océano Pacífico, justo frente a las costas continentales de EEUU y, exactamente, entre las coordenadas 135° a 155° longitud Oeste y 35° a 42° latitud Norte. Esta noticia oculta, es una de las historias periodísticas más censurada catalogada con el N° 12 en el último anuario del Proyecto Censurado de California, Censored.
El efecto sobre la vida marina está siendo muy negativo, es simplemente fatal, pero se extenderá e a toda la cadena alimenticia, llegando a los humanos. La solución: un cambio en nuestros hábitos de vida para evitar las cifras que publica Greenpeace. En nuestro planeta se producen cada año unas 100 millones de toneladas de plástico, de las que alrededor de un 10% terminan en el mar.
La gigantesca masa de basura que remolinea en medio del Océano Pacífico califica como la descarga de basura más grande del planeta, en una área de 1.694.000 kilómetros cuadrados. El Proyecto 5 Ciclos (5 Gyres Project) estima que al presente se han acumulado 143 mil millones de kilos de plástico en esa extension del Pacífico, que ha absorbido gran parte de la basura plástica de todo el mundo trasladada hasta allí por el movimiento de los cauces de agua de ríos y canales y las corrientes oceánicas.
La basura plástica termina a menudo en sistemas de agua que las corrientes finalmente conducen a los océanos, donde muchas especies confunden esos desperdicios sintéticos con “alimentos” y esto genera efectos calamitosos para la vida marina.
Las tortugas confunden las bolsas plásticas con las medusas y los pájaros engullen envases vacíos de comida humana. Los ingieren pero no pueden digerirlos, así que sus estómagos se llenan de plástico y sufren la muerte por hambre.
oceanos-diarieoologia.jpg
Dada su localización, en el giro subtropical del Pacífico Norte, el acumulamiento continúo de basura está garantizado. Esta es una extensa zona del Pacífico donde el agua circula en el sentido de las agujas del reloj describiendo una espiral lenta. Allí los vientos son flojos y las corrientes tienden a forzar la materia que flota en el agua hacia la zona central de baja energía del remolino. Existen pocas islas donde pueda recogerse el material flotante, permaneciendo en el remolino, en cantidades estimadas en seis kilos de plásticos por cada kilo de plancton natural.
Este fenómeno no es muy conocido porque se produce en una parte del Pacífico apenas visitada, debido a que carece de vientos que atraigan a las embarcaciones de vela, no existe en ella una diversidad biológica que propicie la pesca, y no se encuentra en el paso de las principales líneas de navegación.
Sin embargo, esta basura está haciendo un daño irreparable a la vida marina de la zona. Los plásticos no son biodegradables (su degradación tarda entre 500 y 1.000 años) y, a medida que pasa el tiempo, lo único que les ocurre es que se dividen en piezas cada vez más pequeñas, pero que retienen la composición molecular original. El resultado es una enorme cantidad de “arena” de plástico que a muchas criaturas marinas les parece alimento. El problema es que el plástico no puede digerirse, por lo que pájaros y peces que lo consuman pueden morir de desnutrición con el estómago repleto de plásticos.
Y, aunque la cantidad de plástico que consuman no bloqueara el paso de alimentos, el caso es que los pequeños gránulos plásticos actúan además como esponjas para diversas toxinas, concentrando así productos químicos como el DDT (dicloro-difenil-tricloroetano, compuesto organoclorado principal de los insecticidas) o el PCB (bifenelio policlorinado, materia química muy venenosa) a una tasa un millón de veces mayor del nivel normal.
Se produciría así un efecto en cadena que puede llegar hasta los humanos, al comer pescado contaminado sin saberlo, si el animal ha consumido plásticos en el océano. Los pájaros también se están viendo afectados, porque acuden al continente de basura en busca de alimentos, y lo mismo ocurre con las tortugas marinas, propensas a confundir las bolsas de plástico con medusas y se las comen. En total se han registrado 267 especies afectadas por estas equivocaciones.
Desgraciadamente, este problema parece insuperable dada la superficie del “continente”, cuyo tratamiento y limpieza sería de un coste colosal, de miles de milloes de dólares, según los especialistas. Y es que los plásticos y la basura de esta gran placa alcanzan ya más de 30 metros de profundidad.
Lo único que se puede hacer es intentar no aumentar el daño. Los excesos de nuestra forma de vida consumista son la causa de esta degradación del mar, por lo que sólo dejando de producir tantos productos de plástico y cambiando nuestros hábitos de consumo se podría al menos detener el aumento de la Gran Placa de Basura.
Un problema global.
oceanos-diarioecologia
En la Tierra se producen cada año unas 100 millones de toneladas de plástico, de las que alrededor de un 10% terminan en el mar, advierte Greenpeace. Por otro lado, esta organización señala que esto mismo podría estar ocurriendo en otros lugares. Por ejemplo, en el mar de los Sargazos, un área del Atlántico de circulación lenta, también se han descubierto altas concentraciones de partículas de plástico presentes en el agua.
Y existe otro problema añadido, afirma Greenpeace: los plásticos flotantes crean una superficie idónea en la que pueden vivir los organismos. Estas plantas y animales pueden ser transportados en los plásticos hasta zonas alejadas de sus hábitats naturales. Estos “autoestopistas del océano” pueden así invadir nuevos hábitats y convertirse en especies invasoras.
Los plásticos que no flotan, al parecer alrededor de un 70% de los plásticos desechados, se hunden en el mar. Por esta razón, en el Mar del Norte, científicos holandeses han detectado alrededor de 110 piezas de basura por cada kilómetro cuadrado de fondo marino, una increíble cantidad de 600.000 toneladas sólo en esta zona, con el consecuente perjuicio para las especies marinas
Hasta el momento no existe una manera fácil de limpiar esta enorme acumulación de basura. Sin embargo, podemos evitar que empeore siguiendo una lista de 10 recomendaciones de la ONG Conservación del Océano, que cualquiera puede cumplir, atendiendo que en el concepto de vida menos es más. Por ejemplo, no comprar cosas que no se necesitan y elegir artículos que utilicen menor empaquetado. Otras acciones pueden consultarse en:www.oceanconservancy.org.
La ONG asegura que nadie es inocente en el aumento de la basura del Pacífico. Si alguien consume y desecha mercancías, es responsable de una cierta porción del plástico que termina en los mares, incluso si esa persona vive a cientos de kilómetros de la playa, pues se sabe de antaño que todos los ríos y canales conducen al mar. La basura que termina en una corriente de agua lejos del mar puede llegar a cualquier océano y, con la ayuda de las corrientes, se traslada hasta el gigantesco vertedero de basura del Pacífico.


bernature
Consorcio del Reciclaje S.L.

Síguenos por email